Sistemas de inyeccion comunes de coches diesel

Entre los componentes principales del sistema de inyección de un coche diésel está la bomba de inyección diésel, la cual una de sus funciones es aumentar la presión del gasóleo para que sea el adecuado para el ritmo de trabajo de los inyectores. Se encarga del proceso de dosificación del combustible que es inyectado a los cilindros, también regula las velocidades máximas y mínimas del motor.

La bomba diésel se sincroniza con los movimientos del motor por medio de un acoplamiento flexible, el cual consiste en una bomba de pistones organizados en línea. Esos pistones se encargan de la alimentación de los inyectores manteniendo un flujo variable por medio de un émbolo hasta cada uno de los cilindros.

Los émbolos de los cilindros son accionados a través del árbol de levas debido a la presión del combustible, y el ángulo de giro con el que se desplaza el árbol es igual al ángulo de cada pistón del motor, con ello la inyección ocurre exactamente en el mismo momento en los pistones e inyectores. Estas bombas son las más utilizadas y son conocidas como bombas de inyección en línea, otro componente muy frecuente en los vehículos diésel es el sistema HDI o Common Rail.

Sistema Common Rail o HDI

El Sistema HDI (High presure Direct Injection) es un sistema de inyección directa multipunto por tubería común, la cual es utilizada exclusivamente por motores diésel. Este incrementa el rendimiento del motor con un menor consumo de combustible, esto lo logra al suministrar la presión a los inyectores utilizando una rampa a unas 1.500 atmósferas.

El sistema HDI es mucho más flexible que los sistemas rotativos, que son propulsados por medio de bombas rotativas o levas. Mientras que el Common Rail es más adaptable al funcionamiento de motor ya que la presión y la inyección se dan por vías diferentes. La ventaja más notoria del HDI es que alcanzan un mayor número de inyecciones por cada ciclo y también les genera mayor suavidad reduciendo los ruidos y emisiones.

Las averías más comunes en los motores diésel con el sistema Common Rail son las emisiones de humo negro al ralentí y la falta de potencia. Es recomendable acudir al taller ante los primeros síntomas de fallo para no quedar tirados en la calle. Para adquirir las piezas podría consultar un desguace en línea, es posible conseguir despieces citroen, Tata, Seat, etc., con unos cuantos clics desde casa.